En cierta manera, cuando una persona decide lanzar su negocio y ve que, mediante su plan de viabilidad es correcta y se prevee una facturación mayor, lo mejor es darse de alta como sociedad. Y uno de los primeros requisitos de la misma, es solicitar las denominaciones sociales.

Cuando este nuevo emprendedor decide formar la sociedad y se decanta por una sociedad anónima o limitada, se podrá obtener la razón social de la empresa. En la página web del Registro Mercantil, dan hasta cinco opciones. La primera es la más prioritaria. En caso de que nos denieguen la primera opción pasarían a la segunda y así sucesivamente. Para tener éxito desde la primera opción se recomienda poner más de una palabra o que el nombre no sea muy parecido a alguna ya existente.

En cambio si el nuevo emprendedor se decanta por el tipo de sociedad comanditaria o colectiva, para pedir las denominaciones sociales, se le podrá añadir el nombre o el apellido del socio y poner la coletilla” y compañía” o ” y cia”.

Independientemente del tipo de sociedad a elegir, el Registro nos pedirá la información básica del socio o administrador de la empresa.

La respuesta a la solicitud de denominaciones sociales, nos la pueden enviar por correo postal o bien mediante correo electrónico. Se paga con tarjeta de crédito y la mejor opción es que lo pague el administrador que haya solicitado las denominaciones sociales.

Normalmente, suelen tardar un día o dos en darnos una respuesta a dicha solicitudes. Es poco tiempo, pero el ideal para luego poder continuar con el proceso de crear una sociedad y enviar todos los datos tanto Hacienda y a la Seguridad Social.

En Gestoring, contamos con asesores para crear sociedades y en menos de 48 h. Somos punto Pae y podemos dar de alta tanto autónomos como cualquier tipo de sociedad mercantil.